LUCERO CHULLUNCUY: “QUIEN DECIDA IR DE INTERCAMBIO EXTRANJERO TIENE QUE SER CONSCIENTE DE LOS RETOS QUE AFRONTARÁ”

  • Nuestra estudiante de ingeniería ambiental finalizó un semestre académico en la UNICAMP y ahora viene trabajando en la publicación de un artículo científico “Preparación de carbón mesoporoso dopado con boro y su aplicación en la purificación de agua residual”.

Desde que decidió de postular al programa de intercambio estudiantil de la Universidad Nacional Intercultural de la Selva Central Juan Santos Atahualpa (UNISCJSA), Lucero Chulluncuy Julcarima, estudiante del noveno semestre de ingeniería ambiental, fue consciente y resolutiva con los retos que tendría que asumir: un nuevo idioma, otro país, diferente cultura, entre otros.

Un nuevo reto: el idioma

“Yo creo que el primer reto fue el idioma, fui sin saber nada de portugués. Las primeras semanas tuve inconvenientes, así que opté por comunicarme en inglés, un idioma que si domino. Así que poco a poco tuve que aprender forzosamente el nuevo idioma porque mis docentes solo impartían clases en portugués”, nos cuenta Lucero, quien ganó una beca de intercambio estudiantil en la UNICAMP, una de las mejores universidades de América Latina que se encuentra en Brasil.

Según informa Lucero Chulluncuy, ser una de las 13 ganadoras en el programa de movilidad estudiantil, le embargó una felicidad inconmensurable, ya que siempre fue su deseo de estudiar en el extranjero.

“Antes ya había viajado a México y Colombia, pero solo como turista, así que el proceso de migración ya lo conocía. Viajé junto a dos compañeros de la UNISCJSA que también iban de intercambio a la UNICAMP (Universidade Estadual de Campinas) y me sentí como la hermana mayor. Estuvimos todos emocionados y unidos”, relata Chulluncuy.

Una vez que aterrizaron en tierras brasileñas, los tres estudiantes de la Universidad Nacional Intercultural de la Selva Central Juan Santos Atahualpa, con la firme convicción de que aprovecharían al máximo la oportunidad de cursar un semestre en el extranjero, se hicieron una promesa: “superar los retos juntos”.

Es así que, Lucero Chulluncuy y sus compañeros fueron recibidos por orientadores designados por la UNICAMP, gracias a que existe un convenio académico interinstitucional con la UNISCJSA. Asimismo, participaron de un curso gratuito en el instituto de lenguas de la misma universidad, donde Chulluncuy considera que, “ahora puedo decir que tengo un nivel intermedio a avanzado de portugués. El saber un nuevo idioma te amplía los círculos de contacto, conoces más personas y entiendes mejor los libros que lees”.

“Algo que aprendí de mis compañeros en Brasil es que siempre estaban con ‘hambre de conocimiento’, no se cansaban de aprender, siempre estaban en la biblioteca o hablando de investigación. No hay competencia, todos aprendemos. He logrado cambiar ese chip con que venía”, mencionó Lucero.

Retos académicos

Asimismo, para realizar con éxito el intercambio estudiantil en la UNICAMP, la estudiante de ingeniería ambiental convalidó sus cursos de acuerdo a la malla curricular del noveno semestre. “Llevé cursos de diferentes ciclos en Brasil, me supe desenvolver muy bien. En el lado de investigación, estaba dentro de un grupo de pesquisa del laboratorio de materiales avanzados y química orgánica donde hacíamos investigación de agua, química y crear nuevos materiales para quitar conservantes de aguas residuales y purificarlas. Los equipos eran de primera, no solo hay un equipo sino varios equipos de investigación. Fue una experiencia maravillosa”.

Sobre cómo fue su adaptación en el ámbito académico, Lucero Chulluncuy nos comentó que todo postulante a un intercambio estudiantil en el extranjero debe considerar que, “aunque sea muy bonito esa ilusión de estudiar en otro país, tienes que ser consciente de que el proceso es bastante retador; tienes que dar todo tu máximo esfuerzo, tener fortaleza para todo lo que sucede en el antes, durante y después. Me siento orgullosa de la decisión que he tomado, siento que he asegurado mi futuro de alguna manera”.

Compañerismo en el extranjero

Junto a sus compañeros de intercambio, María Timoteo Quispe de educación bilingüe intercultural y Luis Tunque Pariona de administración de negocios internacionales, participaron de eventos académicos y culturales en la UNICAMP. “A pesar de que somos de diferentes carreras profesionales y cada quien tenía sus responsabilidades académicas, diferentes horarios y cursos, nos reuníamos en el campus central para compartir nuestras experiencias y darnos apoyo emocional”.

Uno de sus mejores recuerdos es haber conocido el acelerador de partículas Sirius porque dentro de sus instalaciones había muchas áreas de investigación y vínculos con muchas carreras universitarias, “si uno quiere ser científico, le va a interesar porque es un lugar especializado, a mí me interesó mucho la nanotecnología, el campo de investigación y sus oportunidades”.

Nuevas oportunidades

Para Chulluncuy, participar del programa de intercambio estudiantil fue una meta realizada antes de culminar su carrera universitaria y aún mantiene comunicación con sus compañeros de estudios de Brasil, “me he relacionado con chicos de maestría y doctorado, tenemos un grupo de WhatsApp donde comparten publicaciones de investigación que ellos mismos realizan. Una vez que culmine mi carrera universitaria, pienso regresar a Brasil para continuar con mis estudios de postgrado”.

Actualmente, Lucero Chulluncuy Julcarima, viene trabajando en un artículo de investigación, titulado “Preparación de carbón mesoporoso dopado con boro y su aplicación en la purificación de agua residual”, que publicará junto a su orientadora, la PhD. Patricia Prediger, quien es docente del área de Química Orgánica de la Facultad de Tecnología de la UNICAMP y su coorientadora la Mg. Natália Gabriele Camparotto estudiante de doctorado de la misma facultad.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *